Sol y acné: ¿qué relación tienen?
Los que tienen acné suelen estar divididos en dos bandos: los adeptos al verano porque nunca tienen la piel tan bien como durante los meses de sol, y los que tienen brotes mucho peores en ese período. La realidad es que hay cosas importantes que aclarar en ambos casos: ni el sol es un antiacné recomendable, ni suele ser el culpable de empeorarlo.

Caso 1: “El sol me mejora el acné”

Si este es tu caso, estás dentro del 70% de las personas que tienen acné, que refieren mejorías luego de la exposición solar1. Y no es una sensación: mejora de verdad. Esto es gracias a que la radiación del sol tiene longitudes de onda de distintos tipos, y algunas de ellas tienen un efecto beneficioso sobre el acné. Actúan sobre la producción de sebo, como antiinflamatorio e inactivando a la bacteria P. acnes (protagonista en la formación del acné)2. Por eso, también suelen funcionar la fototerapia y los tratamientos láser.

Pero, ¿por qué decimos que no es un antiacné recomendable?

Por tres razones:

  • No es viable recibir los beneficios de la radiación solar sobre el acné sin recibir también los efectos cancerígenos de los rayos UVB y UVA. Conocé la diferencia entre estos rayos y sus efectos y leé 10 cosas interesantes sobre cáncer de piel.
  • Estos rayos incidiendo sobre piel con acné suelen dejar marcas o cicatrices, que después son muy difíciles de sacar. ¡Los que las tienen lo saben bien! Nada mejor que cuidarnos mucho del sol y no apretarnos los granitos para prevenirlas (¡y comenzar el tratamiento antiacné lo antes posible!). Si ya tienes marquitas y quieres saber cómo combatirlas: el exfoliante GA y el Booster RETIN-E/L pueden ayudar.
  • El sol es un reconocido causante de envejecimiento prematuro y manchas.
En resumen: si bien puede que ciertos rayos emitidos por el sol mejoren tus brotes de acné, esto es a costa de un riesgo aumentado de cáncer de piel, de quedar con marcas y cicatrices y de tener envejecimiento prematuro, manchas y arrugas. Costos demasiado altos si nos preguntan a nosotros, y sin duda hay mejores antiacnés disponibles en el mercado. ;) Si quieres saber más sobre acné y todos los tratamientos disponibles, puedes encontrar info de sobra en nuestro post Todo lo que tienes que saber sobre acné.

Caso 2: “El sol me empeora el acné”

Esto es una verdad a medias, ya que si bien la humedad del verano puede tapar los poros y empeorar los brotes3, es más probable que el culpable sea el protector solar. ¡Puede que no estés usando el correcto! Sin dudas esto no es razón para no cuidarte del sol: el FPS a diario durante todo el año es fundamental para proteger a nuestra piel de manchas, arrugas y cáncer de piel. Lee todo sobre cómo elegir tu protector solar en nuestro post 10 tips sobre cuidados del sol y cómo elegir tu protector solar.

Quienes tienen piel grasa y con tendencia a acné simplemente tienen que dar con el protector indicado. Pueden consultar con su dermatólogo para saber cuál les recomienda. Si precisan comprar uno ya, acá van consejos de la organización australiana All About Acne ("Todo Sobre Acné")3:

  • elegir protectores livianos (líquidos, gel o spray)
  • buscar los que en la etiqueta aclaren ser "no comedogénicos" (no tapar los poros)

All About Acne recomienda también mantener la piel limpia con productos suaves no agresivos (conocé nuestro Limpiador), e hidratada con productos oil-free (como nuestro Hyalu ;) ).

 

¡Esperamos que les haya sido útil!

Cualquier consulta, ¡estamos a disposición!

The Chemist Look

  1. Charakida A, Seaton ED, Charakida M, et al. Phototherapy in the treatment of acne vulgaris: What is its role? Am J Clin Dermatol 2004;5:211–216.
  2. Momen S, Al-Niaimi F. Acne vulgaris and light-based therapies. J Cosmet Laser Ther. 2015 Jun;17(3):122-8.
  3. All About Acne. Summer-proof your skin. Disponible en: https://www.acne.org.au/images/pdf/summer_skin_guide.pdf

Deja un comentario

Todos los comentarios son moderados antes de ser publicados